Cosas que podemos aprender de la Antigua Grecia

Todo el mundo piensa de la Grecia Clásica como una cultura rica y trascendente que dejó su huella en las culturas que la siguieron. A continuación se presentan 4 elementos que podemos aprender de esta esplendorosa cultura del pasado.

1. Helioterapia: es el uso terapéutico de la luz solar. Se puede utilizar tanto como herramienta preventiva como curativa. Ya que no es lo mismo el sol del amanecer que el del mediodía, ni el sol de montaña que el de playa, las indicaciones varían en función de lo que se quiera conseguir y del estado de salud de la persona.Estos detalles eran bien sabidos por los médicos griegos, quienes utilizaban el sol como medicina para tratar diferentes padecimientos de la salud. Un detalle importante que también defendían los médicos más reconocidos de la época, era la importancia de la exposición moderada para recoger los beneficios terapéuticos.2. Baños: los baños públicos como medios de higiene puede que fuesen inicados en la India, pero en Grecia también tienen una historia muy larga, conociéndose evidencia de su existencia que data aproximadamente de 500 años previo a nuestra era (AC).

En un principio, estos baños se hacían por higiene o por razones ceremoniales al aire libre en las frescas aguas de los ríos. Pero con el tiempo se fueron construyendo sitios concretos de baño en zonas cercanas a gimnasios, santuarios o escuelas intelectuales, donde las personas no sólo iban a mantener la higiene, si no también a socializar, a tratarse el cuerpo para rendir bien físicamente o a realizar rituales de purificación.

Algunos baños eran más selectos que otros y no todas las personas podían entrar. Los más ricos fueron instalando baño en sus propias casas, por lo que los que eran públicos fueron admitiendo a la gente de menos estatus social.

Pero, en cualquier caso, lo que más me interesa de este elemento de baños es la variedad de estímulo que se incorporaba (zonas de agua fría, templada y caliente, así como salas de calor y vapor de agua), lo cual es muy beneficioso para la salud dermatológica, vascular, cardio-respiratoria, osteo-articular, muscular y celular.

Igualmente, otro factor antiquísimo que también se implementaba en relación a los baños, eran los masajes de aceites y cremas aromatizadas, excelentes para la salud de la piel y del sistema linfático, así como para restaurar un tono nervioso y muscular adecuado.Si añadimos cosas de este tipo en nuestra rutina semanal, no me cabe duda de que nuestro bienestar aumentará considerablemente.

3. Filosofía: todos pensamos en la antigua Grecia como la cuna de la filosofía, a pesar de que ésta existía antes, durante y después en todo el mundo. El amor por el saber y el conocer es parte innata del humano.

El conocimiento nos enriquece, pero podría ser un arma de doble filo si lo buscas ciegamente haciéndolo un fin. Más bien debería ser un medio, uno para conocerse a sí mismo y darse cuenta de que mereces amarte incondicionalmente. La filosofía se acaba convirtiendo en un proceso de conocimiento propio y en cómo abrirse al mundo actuando desde tu verdadera forma de ser.

Creo que actualmente se han perdido los diálogos intelectuales y las conversaciones existenciales (como si ahora con toda la tecnología se nos hubieran revelado todas las cuestiones vitales) y que las escuelas griegas clásicas son un gran ejemplo de lo que implica ser un humano en búsqueda del significado por su vida y por respuestas sobre ésta.Algunos aspectos complementarios que me gustaría señalar son el hecho de que no creo que sea casualidad que muchos filósofos reconocidos pusieran como requisito para sus alumno el ayuno para formar parte de la escuela, o que algunos de los más grandes filósofos formaran parte de ritos de iniciación en los que había sustancias psicodélicas involucradas.

Y es que ambas cosas son puertas de entrada a estados mentales distintos que pueden disparar reflexiones, preguntas y planteamientos que podrían pasar por alto en estados ordinarios de mente.Aún cuando no son completamente necesarios para ello, te dejan paso a patrones de pensamiento nuevos, permitiendo observar las creencias limitantes o nocivas que se puedan tener y abriendo las posibilidades de percepción de la existencia, lo que puede tener una fuerte repercusión que trasciende el momento concreto y acaba permeando tu vida cotidiana.

4. Ser un ciudadano guerrero: no estoy hablando de los prodigiosos atletas de la Antigüedad cuyo nombre pasó a la posteridad de alguna forma. Estoy hablando de aquellas gentes anónimas que pusieron sus pies desnudos en la tierra teñida de sangre para pelear hasta la muerte.Y es que antes de que aparecieran los grupos militares especializados, los soldados eran las personas de calle: los carpinteros, los herreros, los carniceros, los agricultores, los escultores, los arquitectos… En épocas de tensión bélica, eran todas esas personas quienes vestían escudos y cascos, lanzas y espadas.

Pero dejando a un lado el elemento de valentía y amor por su ciudad que habían de tener para aparecer en el campo de batalla y estar dispuesto a matar o a ser asesinado, quiero centrarme en el mero hecho de que sus cuerpos tenían que estar preparados para la batalla. Quiero decir, un cuerpo obeso, enfermo o torpe si se presentara a la guerra, no duraría mucho, ¿no?

El ciudadano griego es un ejemplo opuesto a lo que ocurre en nuestro siglo. Y no sólo porque actualmente merodean cuerpos visiblemente “fuera de juego”, sino que algunos que parecen externamente competentes son realmente torpes, inútiles ante la acción impredecible.

Entonces, ¿qué podemos aprender del ciudadano guerrero? Yo creo que es el hecho de encarnar el potencial físico del ser humano, tal como lo encarnan (o al menos encarnaban) los humanos de las selvas y bosques, del hielo y las estepas. Es el reflejo de no dedicarse pero ser capaz de ejercer. Y por ello no hace falta entrenar como un militar, lo único que hace falta es buscar mantener el cuerpo “agudo”, capaz de entrar en acción. Y no conozco mejor forma de hacerlo que el día a día.

Hora de encarnar el potencial amig@s.

Categorías Sin categoría

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close